Los tiempos han cambiado drásticamente, para bien o para mal, tenemos que alcanzar ese futuro que va evolucionando a pasos agigantados, y las reglas existen para poder manejar de manera ordenada nuestra vida, la sociedad que nos rodea y nuestros trabajos también, todo tiene un reglamento que debemos cumplir.

Algunas de ellas no nos gustan porque van en contra de nuestros gustos y creencias, sin embargo, tenemos la libertad de no ser parte de ellas, pero tendríamos que buscar otras opciones que tengan menos reglas, pero siempre las habrá en todo, para todo y donde quiera que nos desarrollemos.

Encontramos una publicación sobre alguien que mencionó que las reglas son «estúpidas», pues existen Jefe llamados draconianos con hambre de poder, que hacen que las reglas sean mediocres, limitantes e inflexibles, por lo que lastiman a las personas que las tienen que seguir, si desean ser parte de ese circulo de trabajo, escolar o de amigos.

Lo cierto es que, como mencionamos antes, los tiempos han cambiado, y muchos profesionistas ya trabajan desde casa y realizan un mucho mejor trabajo desde ahí, que encerrados en una oficinas todo el día, e inconscientemente se imponen sus propias reglas. Sin embargo, muchas veces es necesario ser parte de una oficina en donde según a lo que nos dediquemos, podamos atender directamente a nuestros clientes, y generar confianza en nosotros.

Las grandes empresas tiene necesariamente que tener un local que los representará y en donde los clientes puedan verlos y acceder a ellos, estas oficinas siempre tendrán reglas pero estas pueden ser flexibles para que los colaboradores puedan sentirse a gusto, y como resultado, ellos harán un excelente trabajo, solo son vestimenta quizá, horarios, orden!

Para finalizar nuestro artículo, debemos ser más flexibles que las reglas mismas, tratar de adaptarnos para poder hacer mejor lo que hacemos, pero si estas nos generan conflicto, debemos hablarlo o buscar otras opciones. Recordemos que «LAS REGLAS» son necesarias para poder mantener un orden en nuestra sociedad.

 

No comments so far.

Deja un comentario